lunes, 31 de diciembre de 2012

Aloha 2013

Planifica lo que no sabrás si vas a hacer 
Y así podrás seguir planificando el resto de tu vida.
Y vivir todo aquello que sucede mientras los planes no salen como habías planificado.
Planifica qué harás para ser feliz.
Y cómo asimilarás que las cosas verdaderamente importantes en la vida, nunca suceden como las planeaste.
Planifica que los planes de futuro
se crearon para que mientras los persigues, encuentres mejores planes.

Aloha 2013


Iremos a gastarnos unas cuantas noches más


En todo caso, la anticipación es lo mejor


En todo caso, la anticipación es lo mejor.

Lo que quiero decir con esta frase es que en la vida hay horas malas (las 3 de la mañana, la hora del lobo, no hace falta incidir en la razón) y hay horas buenas, y ahora estoy en una de ellas. La una del mediodía, una de mis horas favoritas desde que era niño, otro Lugar Seguro, la hora de la anticipación, cuando trotaba hacia la cocina de mi abuela y metía la nariz en las ollas, aupado por ella, preparando mis sentidos para el festín del domingo. Una hora que te prepara para lo venidero, pero que lo hace de una forma tan maravillosa, tan apacible, tan entusiasta, que termina siendo mejor que lo venidero, no sé si me explico. Espero que sí. Es algo importante para mí. Es algo que aprendí en la infancia, como todas las cosas fundamentales.